miércoles, 2 de marzo de 2011

Espero que lo de las palabras empalagosas te repele no te refieras a mí. Ya sabes que soy un poco poeta, mal poeta, pero poeta, y no puedo evitar una cierta manera de expresarme. Todo con la mejor intención y cariño, de verdad.

Hablas del alma,
Por lo que leo, ya habeis hablado con Nym al respecto y desde el punto de vista espiritual.

Tampoco quieres hablar de Aristóteles: del movimiento, la sensación y la incorporiedad. Pues ya conoces el tema.
-------
Pero ya que planteas la cuestión ¿como principio de racionalidad o principio de vida?
Yo te daría mi opinión como la siento:
El alma es como un ingrediente unificador en una ensalada, o más bien en un guiso. Lo que da aroma, estilo, coordinación, buquet.
El alma es sentimiento y tambien pensamiento. Tanto podemos racionalizar por medio de los sentimientos como sentir por medio de los pensamientos, y nunca hallaremos, nunca percibiremos la linea divisoria, pues todo está condimentado.  Existe el aroma, la música, la felicidad, el beso de la mirada, las ilusiones, la inteligencia....Es como el viento, como un estado del alma que muchas veces solo se puede percibir a través de la soledad y el silencio. Es como un diálogo entre nosotros mismos. la música del ser.
Algo tan etereo, tan inperceptible a veces, pero que está ahí. Existe.
¿Es principio de la racionalidad?...en la medida que el alma se vuelva pensamiento.
¿Es el principio de la vida?.... si lo es, no lo sé.  Si sé al menos que es el principio de la muerte en la medida de que nuestra alma (todo ese conjunto de elementos sustanciales, imperceptibles que engloban nuestro ser) dejan la coraza de nuestro cuerpo transitorio.
--
He dicho!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.